viernes, mayo 27, 2005

El padre de las Galaxias

Aprovechando el estreno del nuevo Episodio III de Star Wars he sacado los DVDs de las otras cinco películas y he visto la serie por primera vez completa de principio a fin y en orden cronológico. La verdad es que este nuevo episodio III es posiblemente el mejor de todos ya que tiene todo lo bueno en cuanto a historia que ya tenía la trilogía antigua y, además, es sin duda el más espectacular desde el punto de vista visual. Es como si Lucas hubiese utilizado los otros dos capítulos para ir mejorando hasta llegar a esto, ya que los dos primeros episodios no es que fueran malos, pero tampoco eran gran cosa comparados con los originales.

Es curioso ver como muchos intelectualoides de pacotilla desprecian a George Lucas y consideran sus películas poco menos que infantiles. Pero lo cierto es que este individuo, aunque a muchos les duela reconocerlo, es el mayor director de cine independiente del mundo. Y, sus películas, aunque visibles para todos los públicos, no están únicamente destinadas a un público infantil y tienen lecturas a muchos niveles. A alguno se le habrá olvidado, si es que alguna vez lo ha sabido, que este llegó a Star Wars despues de hacer "THX-1138" y una joyita como "American Graffiti". Despues de estas dos películas, Lucas se embarcó con la FOX en su primera "Star Wars", con la gran astucia de cederle a la FOX los derechos a cambio del total control sobre sus secuelas y todo el merchandising, algo que por aquel entonces sonaba a chino. Para realizar 'Star Wars', Lucas creo su propia división de efectos especiales, 'Industrial Light & Magic', todo un grupo de genios metidos en unos garages que para muchos no eran más que una panda de hippilondios perdiendo el tiempo. Pero como Lucas no tenía bastante con arriesgar ahí, también se le ocurrio crear una banda sonora clásica para la película, contratando a John Williams para que la tocara junto a la Sinfónica de Londres. Una banda sonora donde cada personaje tenía sus notitas, al estilo de la ópera. Una apuesta muy arriesgada en una época donde esa música no era precisamente la triunfante. Con el tiempo, se demostró que no solo fue un acierto para la época, sino que la elección de una banda sonora de estilo clásico sinfónico es una de las cosas que hace que Star Wars siga funcionando tantos años despues y pelis como 'Flash Gordon', con banda sonora estrambótica de Queen (y miren que a mi me gusta Queen) no provoquen más que la risa.

Y llegó el éxito. Un sensacional montaje, una maravillosa banda sonora, unos efectos especiales estupendos y un, por supuesto, maravilloso guión, llevaron a la película al triunfo. Estuvo nominada al Oscar aunque, por supuesto, no lo podía ganar. Esperemos que este año se arregle la injusticia.

Pero Lucas quería seguir contando su cuento. Tenía más actos preparados, y fue entonces cuando reconocio que realmente lo que había presentado no era sino el cuarto acto de una saga que empezaba una generación antes. Por aquel entonces la FOX le jugó una mala pasada utilizando a todo su reparto para lo que se llamó el 'Star Wars Holiday Special', un impresentable especial de Navidad de casi dos horas donde podíamos ver a Carrie Fisher cantando un villancico de Star Wars, a Mark Hamill con pinta de Luke travestido y, agarrense, a la familia de Chewbacca: el abuelo Lumpy, la esposa Malla y el hijo Itchy. Algo tan espantoso que Lucas no soportó y que le llevó a tomar la decisión: la siguiente película se la financiaría él solo y sólo contaría con la FOX para la distribución. El control de Star Wars tenía que ser suyo y solo suyo. Y así fue como a través de un banco financio 'El Imperio Contraataca', hasta nuestros días donde Lucas es tan rico, a pesar de un divorcio, que no tiene el más mínimo problema. Eso sí, tener que encargarse de los asuntos financieros y artísticos a la vez era una carga tan pesada que Lucas delegó en dos directores de confianza para sus siguientes entregas: Irvin Kershner y Richard Marquand.

Lucas pasó una época mala despues del divorcio. Fue despues de 'El Retorno del Jedi'. Solo la saga de Indiana Jones estaba a la altura, pero no la estaba dirigiendo él sino su gran amigo Spielberg. Fueron los años donde produjo pelis flojillas como 'Willow', 'El pato Howard' o las infumables pelis para televisión de 'Los Ewoks'. Según dicen algunos, películas que fueron hechas para poder recuperarse económicamente de las pérdidas de su divorcio: su mujer se llevó la mitad de todo lo que había amasado con Star Wars. Curiosamente, no se llevó a las niñas.

Pero Lucas tenía que recuperarse. Despues de películas como 'Parque Jurásico', Lucas consideró que los efectos especiales habían avanzado lo suficiente y que él estaba preparado para volver a la carga y terminar de una vez lo que había empezado a hacer. Esta vez, Lucasfilm y los efectos especiales podían permitirle hacer cualquier cosa. Y ese era precisamente su sueño: que un director pueda mostrar en pantalla cualquier cosa que pueda imaginar. ¡Y vaya si lo ha conseguido!

Lucas es un genio. Lucas es un gran artista, pero también un magnífico ingeniero. Vean si no cualquiera de los DVDs donde se ve cómo trabaja en los episodios actuales. Es como un gran jefe de proyecto que va tomando decisiones y que se rodea de lo mejor de lo mejor. Es también un hombre con una gran habilidad para los negocios, siendo un visionario en cosas como el 'merchandising', por ejemplo. Gracias a él han surgido empresas como LucasArts, Pixar, THX, etc... Pero sobre todo, Lucas es alguien a quien yo le estoy muy agradecido. Porque Lucas me ayudó a soñar con que un joven granjero podía convertirse en la salvación de toda una Galaxia. Porque me recordo que el bien siempre prevalece sobre el mal y que siempre existe una posibilidad para la redención. Porque gracias a él me dio por estudiar el Santo Grial y todo eso me llevó a leer muchos libros e incluso a hacer algún que otro viaje. Porque gracias a él, una vez fui un pirata llamado Guybrush Threepwood y luché contra un pirata fantasma malvado de nombre LeChuck. Porque también gracias a él me puse la cazadora de cuero de Indy, me introduje en el Castillo de Brunwald y fui en busca de mi padre. Pero sobre todo, gracias a él pasé muchas, pero que muchas horas de entretenimiento sano, del bueno, y las que me quedan...

1 comentario:

MoMoAdIcTiOn dijo...

El mundo esta lleno de injusticias, esperemos el oscar.
besitos
Vilca